Johnson enfrenta a China por su avance ilegal sobre la autonomía de Hong Kong

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 14 segundos

Tras un fuerte discurso frente al Parlamento británico, el primer ministro anunció un plan para que los hongkoneses obtengan la ciudadanía británica y puedan escaparse del avance chino al Reino Unido.

Ante la Cámara de los Comunes, Boris Johnson aseguró que la Ley de Seguridad Nacional promovida por el régimen chino «incumple el alto grado de autonomía de Hong Kong y entra en conflicto directo con la Ley Básica», que se considera la Constitución del territorio autónomo de Hong Kong.

En 1984, los mandatarios del Reino Unido y China firmaron el Acuerdo Sino-Británico que establecía que en 1997 los ingleses proclamarían la autonomía de Hong Kong, y que permitiría que China avance sobre la independencia del mismo luego de 50 años, o sea en 2047.Para esa fecha todavía falta mucho tiempo pero el Partido Comunista Chino no puede esperar más, y este 1ro de julio el régimen decidió avanzar sobre la autonomía garantizada por el Reino Unido y tomó control de facto de la Ciudad-Estado.

Hace unas semanas, informaron desde La Derecha Diario, sobre las declaraciones del canciller británico, Dominic Raab, expresando el repudio del Reino Unido a esta decisión. Hoy, Raab aseguró que «es un día triste para la población de Hong Kong» y acusó a las autoridades chinas de «incumplir sus promesas tanto para con los británicos como con los hongkoneses».

Desde 1997, Hong Kong había sido un paradigma de libertad no solo en la región si no que en todo el mundo. Las leyes de Hong Kong protegían la libertad de expresión absoluta, las protestas pacíficas, la democracia, el capitalismo, el comercio internacional, la religión y la búsqueda de la felicidad. Todas máximas que el régimen comunista aborrece y ya está tratando de eliminar.

El gobierno del Reino Unido anunció la ampliación definitiva de los derechos de aquellos hongkoneses que posean pasaporte emitido para habitantes de antiguas colonias. Ahora, durante los próximos seis años, los mismos podrán solicitar ser ciudadanos británicos definitivamente, en una clara señal de ayuda a quienes queden varados en un régimen comunista.

El objetivo, por lo tanto, es vaciar a Hong Kong de personas y que no puedan ser sometidas a la máquina comunista.

Comparte esta noticia:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Publicidad

Nuestras redes

Otras noticias

Mantente informado

Suscríbete a nuestro newsletter

Estamos en contra del spam, envíamos cada 15 días las noticias más importantes de nuestro sitio, y otras novedades que podrían interesarte.

Noticias relacionadas