En Venezuela por cada cuatro partos existe un aborto clandestino

Aborto legal en Venezuela, imagen descriptiva del embarazo en Adolescentes

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 31 segundos

El aborto inseguro sería la tercera causa de muerte en Venezuela, según la Asociación Venezolana Sexual Alternativa (Avesa).


La pandemia y la crisis económica disparan los abortos clandestinos en el país, según organizaciones que promueven los derechos de la mujer. Tan solo en 2019, hubo 15 abortos diarios en promedio, más de 2.200 en el año.


En un reportaje publicado por La Voz de América, se relata que el aborto inseguro es la tercera causa de muerte en Venezuela, según la Asociación Venezolana Sexual Alternativa (Avesa). A pesar de que no hay cifras oficiales, en 2018 la organización hizo un estudio de 5 centros de salud en el país y encontró que esta práctica estaba generando consecuencias en la salud de las mujeres.


“Por cada cuatro partos atendidos, se atendía un aborto. ¿Qué nos dicen los profesionales de la salud? Que muchos de estos abortos son inducidos. Quiere decir que el aborto es una realidad en Venezuela, porque, ante estas dificultades de poder controlar nuestra reproducción ocurren embarazos no deseados.

Algunas mujeres continúan con el embarazo, pero otras recurren a abortos inseguros. Eso provoca muertes maternas”, advierte Magdymar León, psicóloga clínica, con maestría en estudios de la mujer y coordinadora ejecutiva de Avesa.


En Venezuela, el aborto es ilegal, a excepción de cuando el embarazo representa un riesgo y se intenta salvar la vida de la madre, tal y como consta en el Código Penal, que establece prisión para el médico y la mujer que lo practiquen.


“He escuchado a muchas que han ido a lugares y se interrumpen el embarazo, como otras que han tomado remedios caseros. Tengo una amiga que estuvo grave, al borde de la muerte por practicarse un aborto”, cuenta a la Voz de América Mariángel Loreto, joven estudiante de 19 años.


Para evitar un embarazo no deseado, Mariángel se colocó un implante subdérmico, hace dos años, en una jornada gratuita de la zona de Caracas donde vive, pues ni con sus ingresos ni con los de sus padres podía comprar anticonceptivos.

En el país, las píldoras cuestan 15 dólares y los implantes alrededor de 12 dólares. De acuerdo con Avesa, solo un 30 por ciento de las mujeres tiene capacidad económica para pagar por ellos. “Mi sueldo no da una base para comprar un método anticonceptivo”, explica.

El tema del aborto es sumamente sensible en Venezuela debido al tabú que representa el tema y al fuerte activismo religioso y social por parte del estado y las iglesias quienes persiguen y condenan la práctica del aborto como un crimen en el país.

Síguenos en: Facebook | Twitter | InstagramTelegram

Puede interesarte leer: Y&D: Comunicado en Rechazo a los hechos criminales suscitados en Apure

Comparte esta noticia:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Publicidad

Nuestras redes

Otras noticias

Mantente informado

Suscríbete a nuestro newsletter

Estamos en contra del spam, envíamos cada 15 días las noticias más importantes de nuestro sitio, y otras novedades que podrían interesarte.

Noticias relacionadas